> Noticias> Visitar Barcelona por Sant Jordi, una experiencia que no te puedes perder

Visitar Barcelona por Sant Jordi, una experiencia que no te puedes perder

 Visitar Barcelona por Sant Jordi, una experiencia que no te puedes perder

Visitar Barcelona por Sant Jordi, una experiencia que no te puedes perder

Según la leyenda, un terrible dragón tenía atemorizada a la población y exigía cada día carne fresca para saciar su hambre

30 Noticias en la misma categoría:

Más

Barcelona es una ciudad plena de atractivos en cualquier época del año. La singularidad de su casco antiguo, las populares Ramblas, su línea de costa y la riqueza arquitectónica modernista atrapan al visitante en todas las estaciones. Pero hay una jornada que merece un lugar destacado en el calendario: el 23 de abril, festividad de Sant Jordi.

El Día de Sant Jordi tiene una significación especial en toda Catalunya, pero es en la capital donde se vive con mayor intensidad. El centro de Barcelona, en especial las Ramblas y el Paseo de Gracia, se llenan de puestos de libros y rosas. Es la fiesta de la cultura, la tradición y el amor, y una jornada propicia para reivindicar la catalanidad dentro y fuera del territorio.

Gaudí y la leyenda de Sant Jordi

¿Por qué se regalan rosas el día de Sant Jordi? La tradición está vinculada con la leyenda y tiene su origen en la localidad de Montblanc. Aunque cada versión sitúa la historia en una localización distinta, los acontecimientos se desarrollan de forma similar.

Según la leyenda, un terrible dragón tenía atemorizada a la población y exigía cada día carne fresca para saciar su hambre. En un principio, le entregaban corderos, pero cuando se acabaron tuvieron que empezar a sacrificar personas. Un día le llegó el turno a una hermosa princesa. Cuando la joven estaba a punto de caer en las fauces del dragón, un joven caballero salió en su rescate: era Sant Jordi. El caballero mató al dragón con su espada y de las heridas brotó un rosal en lugar de sangre. Sant Jordi cortó una rosa roja y se la entregó a la princesa en señal de amor.

Por este motivo, la rosa es protagonista en Sant Jordi, considerado en Catalunya como el verdadero Día de los Enamorados. Y no solo se regalan rosas a la pareja, también son una muestra de amor hacia las madres o un símbolo de cariño entre las amistades.

La leyenda de Sant Jordi está reflejada en Casa Batlló, una de las creaciones más singulares de Antoni Gaudí. En la fachada y en el interior se pueden encontrar elementos que recuerdan la historia del caballero y el dragón. Además, el Día de Sant Jordi los balcones se engalanan con rosas y adquieren una belleza extraordinaria. Es, sin duda, uno de los reclamos de la jornada que no te puedes perder.

Paradas con rosas y libros

El 23 de abril coincide con dos aniversarios vinculados al mundo de las letras: el fallecimiento de los escritores Miguel de Cervantes y William Shakespeare. Por este motivo, la jornada ha sido declarada por la UNESCO como el Día Internacional del Libro.

En las Ramblas de Barcelona, el Día del Libro y de la rosa se vive con una especial intensidad. Editoriales, libreros y entidades de diversa índole montan sus paradas para exponer sus publicaciones. Por descontado no faltan las floristas con su oferta de rosas: rojas, blancas, rosas, amarillas, azules… las posibilidades son amplias aunque siempre triunfan las de color rojo.

Y en las paradas de libros veremos caras conocidas. Son los escritores de renombre que, año tras año, aprovechan Sant Jordi para presentar sus novedades y firmar los libros a sus fans.

Comentarios

No hay comentarios de clientes por ahora.

Escribe tu opinión

Visitar Barcelona por Sant Jordi, una experiencia que no te puedes perder

 Visitar Barcelona por Sant Jordi, una experiencia que no te puedes perder

Según la leyenda, un terrible dragón tenía atemorizada a la población y exigía cada día carne fresca para saciar su hambre

Escribe tu opinión